Un sitio, donde todo el mundo que piensa...existe.

26 marzo 2009

Penosamente está a la orden del día.
Después de ver algunos vídeos de violencia contra los profesores, sigo pensando que la educación y la disciplina no depende de ellos.
Ver como un chaval adolescente, humilla, veja, acosa a un profesor/a, me da a entender que ya no queda ningún respeto hacia los profes de toda la vida.

Se supone que la docencia es algo vocacional, que se estudia con cariño por que se va a estar con niños y adolescentes, pues estos pobres futuros profresores que están actualmente estudiando magisterio, deberían hacer un curso de autopsicología o autopsiquiatría, por que lo que les espera no es cosa chica.

No imagino lo horrible que tiene que ser levantarte por las mañanas sabiendo que "Pablito el chungo" te va a dar la clase, avergonzándote, haciendo buying, abrumándote delante de veintitantos chavales y pobre de ti como se te ocurra plantarle cara, que entonces vienen los padres de "Pablito" que son más chungos todavía.
Se deberían concienciar a estos chavales a fomentar el respeto y si no son capaces de comprenderlo, aplicar un castigo severo.

No tengo ni he tenido nunca vocación para enseñar, creo que para eso hay que servir, pero si hubiese decidido estudiar magisterio, ya me hubieran botado de los colegios, por que uno de estos energúmenos sin educación, ya habría recibido alguna que otra galleta, eso sí, sin acritud.

Que piensas de esto? Crees que existe alguna posible solución?

16 comentarios:

Didac Valmon dijo...

Veamos...siempre he me dijeron que el profesor era una extensión de mis padres. Y a mis padres jamás les tosía, o si lo hacía pillaba. Si el profe me castigaba en casa decían que algo habría hecho. Ahora le parten la cara al profesor y ponen en duda toda su autoridad. Ante esto no se puede hacer nada, aparentemente, porque sólo se le quita autoridad al profesor.
Es algo terrible verlo y saberlo y que encima no puedes hacer nada. ..yo me planteo muy mucho meterme en el mundo educacional pero también tiene sus satisfacciones

weblara dijo...

Didac: Como digo en el post, si te decides por la docencia es que tienes vocación y mucha paciencia.
Yo también veía a mis profesores como una autoridad absoutamente respetable y pobre de mí, si llevaba a casa una nota de la señorita...se me caia el pelo.

shysh dijo...

La situación es más-que-joía pero afortunadamente sacamos paciencia y estrategias de donde podemos. El alumno chungo no tiene remedio. O lo tiene difícil. Se han acostumbrado a no aceptar un no por respuesta. A veces me oigo decir: "Ya te he oído y te he dicho que no. Yo no soy tu madre". No hay acritud en la respuesta, ni contra las madres. Pero muchas veces ves a mamás desbordadas con el niño berreando como el del anuncio y sus voces y mensajes no son los que tú darías. esas voce sinentando convencer, esas palabras agradables que ellos no quieren oir... Me refiero a que por no gritarles acaban dando el brazo a torcer. En mi caso sé que a veces soy brusco, otras desagradable (dependiendo de la edad) pero un infante tiene que aceptar y aprender que no siempre va a salirse con la suya.
Lo peor lo tienen los profes de secundaria. Ellos sí que son mártires de su vocación y de la situación. No aguantaría ni el diez por ciento de lo que algunos aguantan o sufren. Y nunca me explicaré qué transformación se produce en los infantes entre junio de Sexto y octubre de primero de ESO. Pareciera que un virus de la desfachatez (por no decir gilipollez) se adueña de ellos. Y con los ejemplos que tienen en la vida y en los medios, poca solución le veo. Esperemos que no llegue o que tarde en llegar aquí la moda chav-scally de Gran Bretaña, en la que el alumno interesado en aprender es martirizado y señalado como friki por los mayoritariamente pasotas compañeros. Si sigue el debate, vuelvo con más. Besucos.

weblara dijo...

Shys: gracias por dar tu opinión, siempre me interesa, pero tratándose de un tema que conoces mejor que yo, sabía que darías un punto de sabiduría.

Aniña dijo...

La solucion es muy complicada...

conxa dijo...

Bueno habría que hacer una retrospectiva en el tiempo, para analizar la situación,sería un comentario extenso,pero creo que si se puede hacer algo.

El problema que existe es que se ha pasado del D.jose severo y autoritario y excesivo, al Pepe, que hay colega?.

Lo mismo sucedio con la policia, se paso de la policia abusona a la policia " tu no me puedes tocar", pero en este campo y tras los años de la transición, se le volvió a dar una autoridad para que pudiera controlar la situación, al profesor por la contra, se le ha dejado, no se le ha dado un margen de autoridad para controlar.
No se si me explico bien.

Los jovenes "descerebrados" saben que son intocables, y a lo mas que se exponen es a una expulsión del centro, que por otro lado, hay tantas que ya no es ni vergonzoso para nadie, y con ese conocimiento, abusan ellos del profesor.

Esto da para una entrada.....igual la hago.

besetes. y feliz finde

Zeta dijo...

la solucion es educar bien al niño desde chico, vivo en Sanlucar de Barrameda, asi que cuando se habla de alumnos chungos, se de que se habla...
Para empezar en casa deben exigirle que respete siendo los padres los primeros en mostrar respeto, y luego tambien es culpa de los compañeros por reirle las gracias... Aunque las medidas a tomar tampoco creo que sean las adecuadas, ya que expulsarlo del dentro durante un tiempo determinado es algo que al niño le alegra... deberia ser algo como obligarle a realizar trabajos en el centro reparando enchufes, pintando paredes, recogiendo basura...
No soy partidario de obligar a hacer nada a nadie, pero tal y como estan las cosas esa es la unica solucion que se me ocurre...

Aunque tambien hay profesores que se pasan... Mi profesor de CMC (ciencias para el mundo contemporaneo), se lleva todo el dia tratandonos como si tuviesemos 5 años, y metiendose con nosotros, asi que si recibe alguna broma creo que se la merece, que predique con el ejemplo coño...
Que si quieres respeto, antes tienes que respetar para ganarte dicho respeto... Y no se puede ir insultando a los catolicos y a los homosexuales...
En fin...
Un saludo!!

raul dijo...

Princesa, el problema de la "actitud" de los alumnos en el colegio no es mas que un reflejo de su actitud ante la vida. Los hemos mimado demasiado, no los hemos educado en el respeto a la autoridad, los hemos sobreprotegido y así nos va.

Recordaré toda la vida el bofetón que me soltó mi madre por insultar a un guardia civil, me pescó haciendo pesca submarina, me puso a parir, me mandó a buscar a mi madre y, delante de ella, me soltço varias que no mereciá, cuando no aguanté mas y le mente a su progenitora, la mia no se lo pensó dos veces y me cruzó la cara con un revés que ya quisiera Nadal, hoy le costaría una orden de alejamiento, como poco. Pero luego me explicó, y no le faltaba razón, que no era cuestión de derechos o razones, era una cuestión de RESPETO, y eso, antes, era sagrado.

JavierSanBernat dijo...

En 22 de diciembre de 2008 el Tribunal Constitucional reconoció el derecho de los menores a defenderse judicialmente aunque fuere por encima de las decisiones de sus progenitores o tutores, cito un argumento de la Sentencia a su tenor literal:" Se debe posibiitar a cualquier menor, con capacidad y madurez suficiente, instar de los órganos judiciales la defensa de intereses que afecten a su esfera personal, incluso contra la voluntad de quienes ejerzan su representación legal".
Vivimos en una sociedad de otorgación de derechos y olvido de obligaciones, una sociedad donde lo politicamente correcto se ha convertido en la dictadura de la hipocrecia social, en una palabra, creo que en este asunto y en otros muchos, en que limpio de culpa que tire la primera piedra, todos somos culpables y las pobres critaruritas los inocentes, los incomprendidos, los traumatizados etc.etc. etc. etc.

Blas de Lezo dijo...

No veo solución a corto plazo. hay varias generaciones perdidas y creo que faltarán el doble de las pérdidas para atisbar alguna mejoría.

Quizá la crisis, la falta de medios que lleva a agudizar el viejo ingenio puede que reconduzca algo tanto "desparrame". Creo que lo que acabo de escribir es bastante triste.

Un beso... respetuoso. Blas

weblara dijo...

Aniña: si, complicado lo veo yo también.

Conxa: exacto, hay un vacio de x años, en que se ha pasado del miedo al maestro a la falta total del respeto.

Zeta: por supuesto que la educación empieza en casa y si no hay una buena base, el resto no funciona.
Profesores capullos, los han habido toda la vida.

Raul: cierto, la gran mayoría tiene una actitud pasiva y en muchos caso solucionan los conflictos con violencia.

Javier: no te quito razón, ahora se les defiende a capa y espada, llegando a ser contraprducente para ellos.

Blas: si, pienso lo mismo que tú, hay un salto de generaciones en el que se refleja una clara antítesis de la educación.

Thiago dijo...

Bueno, cari, yo no estoy de acuerdo... Lo que yo he visto estos dias es como unos energúmenos de la policia catalana aporreaba a unos estudiantes. ¿Que coño va a enseñar una sociedad de adultos a unos jovenes a los que trata asi? ¿si no hemos sido capaces de enseñar la democracia a nuestros policias, como queremos que sean nuestros hijos?

Una sociedad enseña lo que tiene y sabe y asi estan los jovenes....!!

Bezos

anapedraza dijo...

¡Hola Weblara!

¿Qué tal estás? Nosotros bien.

Es una pena lo que viene pasando con la docencia desde hace años. La culpa es de todos, empezando por un modelo (LOGSE) que quitó muchos atributos de autoridad a los profesores, por muchos padres que tienen menos conocimiento que un mosquito, y por una sociedad que prima el pelotazo, la vagancia, y me toco los webines porque me lo dan todo hecho.

Me reía hace años cuando veía alguna película americana, en donde los colegios tenían cámaras de videovigilancia y arcos de seguridad. Vamos camino de ello.

Es muy triste....

¡¡Un besazo!!

MIGUEL

María Marín dijo...

Si, existe, pero implica que los niños entren un poco en "verea", como se dice en mi tierra.

Una cosa es que de pequeños, a mi me lo decían, te indicaban que no te pegaran las monjas del colegio, y que se lo dijeras a tus pasdres.
Otra diferente es darle tantas alas a los niños que estamos intentando educar, que no se dejan educar, al contrario, se ven respaldados por los padres que les dicen que si les tocan, van y le pegan una paliza a la profesora... y el niño toma esa afirmación como correcta y lo que hace es prevenir: antes de que puedas pegarme o reñirme, te intimido yo.
Pero eso pasa por darles sin fin a los niños, dejarlos hacer lo que quieren y, cuando empiezan a ir al cole e intentan educarlos con algunos valores que no les convienen, pues se revelan y se hacen agresivos.

Y pensar que son nuestro futuro...

BIRA dijo...

Sólo hay una solución, desde mi punto de vista: educar a los padres, pero claro, eso es pelín chungo.

La clave de todo está, otra vez en mi opinión, en que cada día más vamos perdiendo los principios que deberían regir nuestra vida. El respeto, la educación, y los valores morales (ojo, que no hablo de religiones, eh, quizás mejor sería llamarles cívicos) nos la traen muy floja... y así nos va!

Neutrino dijo...

La situación de los profesores es muy complicada. Si unos cuantos alumnos quieran boicotear las clases es imposible evitarlo. Y pobre del profesor que defendiendose ponga la mano encima de un alumno.

Vamos muy mal