Un sitio, donde todo el mundo que piensa...existe.

29 octubre 2009

Anécdota de Viernes


Esta vez me voy a remontar a la década de los noventa.

Estaba yo ya trabajando en la empresa de mi padre que, actualmente ha quedado reducida a una ingeniería, dado que él ya se ha jubilado y quedamos los tres hermanos como socios y trabajadores.
En fin, que me enrollo y se me va, estaba yo en la oficina técnica y éramos bastante gente entre proyectistas, delineantes e ingenieros, todos más o menos de la misma edad, entre veitimuchos y treinta y pocos, así que nos llevábamos muy bien , había bastante buen rollito de manera que, una vez al mes quedábamos para cenar sin parejas, solo los del curro.
Una de aquellas quedadas nos reunimos para cenar en el Budah Bar, que nos salió por un ojo de la cara, pero bueno, una noche es una noche y luego fuimos a un club muy exclusivo de la noche barcelonesa que se llamaba "The club" o sea el de clab en castellano.

Recuerdo que aquella noche me puse un top atado al cuello como de seda, blanco con unas flores rosa fúcsia, una falda de tubo blanca y unas sandálias de tacón de aguja rosas, a juego con el top, también llevaba el pelo super corto, yo soy así de radical, lo mismo paso del pelo larguísimo a cortármelo cortísimo, de un día para otro. Total que iba yo super divina de quedarse muerta, y por aquel entonces tenía un tipo bastante aceptable (maldita gravedad!!).

Entramos en el club y había un hall muy zen y unas escaleras que bajaban a la pista, al bar y donde estaba el ambiente, así que muy decidida encabezando el grupo empecé a bajar las escaleras que si me hubiera visto Norma Duval hubiera pedido clases particulares para que le enseñara, hasta que pisé en falso...sí, uno de los tacones me falló y caí como un plomo de culo, bajé siete u ocho escaleras sentada hasta el suelo, bueno no llegué al suelo, es esa habilidad que tenemos las mujeres que cuando nos caemos nos hemos levantado antes de llegar al suelo, pero mis hermosas posaderas se rompieron literalmente. Aguanté estóicamente toda la noche, muy digna y divina, eso sí, sin sentarme ni un segundo, los cachetes me ardían y sentía como si tuviera un corazón latiendo a tope.

Al día siguiente bajé al médico, por que no podía con el dolor y claro, el culo es dificil mirárselo uno mismo, se lo enseñé al médico y por la cara que puso, aquello no debía ser bueno.
Me explicó que los músculos del culete eran como una red o un entramado de fibras que se entrelazaban y yo me había roto unas cuantas, por lo que tenía todo el culo con un hematoma negro liloso enorme.

Mi proeza bajando escaleras con tacones de 9 cm me costó sentarme encima de un flotador durante dos meses.

Y tú, como llevas los tacones?

26 comentarios:

Winnie0 dijo...

jajaja por favor ¡qué caidon y qué verguenzon! ¿no? El médico..alucinando....Me has hecho reir....besotes (ah yo con los tacones ....bien; con tacones y lluvia...ChUNGO) Más besos

weblara dijo...

Winnie: jejeje, mis anécdotas, ya sabes si sacamos una sonrisa ya me vale. Besitos!!

EURICE dijo...

Waouw me encantan los Roger Vivier, esos zapatos con tacones de tallo de rosa con espinas.
¡Jdr! debiste quedarte amarga de dolor, mala combinación lluvia y stilettos. ¿pero y lo mona que ibas?ja,ja,ja...que te quiten lo bailao.
Un saludo, eres muy divertida relatando tus post.

weblara dijo...

Eurice: oooh, son una divinidad los Roger Vivier, pero todos! aunque yo soy muy de Manolos o Jimmy Choo.
Cuento las cosas tal y como me pasaron jamía, si me caigo pues eso, me caigo y nos reimos todos.

Aniña dijo...

jijiji yo tb tuve 1 experiencia parecida.bsits

Urkatu dijo...

Diossss me lo imagino y me duele hasta a mí!! Así o más explicita? jaja uffff

Yo no llevo tacones, no me gustan por lo que no sé llevarlos tampoco.

:-D Ahora ya... el culete bien no? jajaja

S. dijo...

jjajjajajaj jajajaj qué verguenza jajajaja
No uso tacones altos,ando como un pato,aún así aunque vaya plana me tropiezo con todo.
Un beso

Menda. dijo...

Jjajajaja, y que luego digan que hay ocasiones de delirio donde uno ve pasar su vida en un minuto. FALSO!!!! es con una caída así cuando te pasan mil imágenes por la cabeza, jaajajjajaja.

Yo suelo usar zapato plano, pero cuando salgo me pongo lo más alto que encuentre. Anda que no!!!!!

Campanilla dijo...

jajajaaja, muy bueno a mi me paso una anecdota parecida pero para postre iba con un vestido largo lo pise y chica, rasgado como si me hubiera peleado con un tigre que verguenza dios mio, y ojo que el vestidito me habia costado 250€, no se donde lo debierón coser.

Cosechadel66.es dijo...

Pues yo que quieres que te diga... me encantan los tacones... en las piernas de las mujeres, pero reconozco que debe ser incomodisimo. Pero unos tacones.....

Carpe Diem

anapedraza dijo...

JAJAAAAJAAAJAAAAAAA!!!!!!!

Pobre mi niña, que me río de ti, pero vamos, que tú serás la Reina de los torpes, pero como te juntes conmigo salimos en los periódicos.

Otra cosa te digo, ¡joder, que templanza soportando lo que quedaba de velada con el culo dolorido!

JAAAAA!!!!!

¡Un besín!

MIGUEL

★Carlos Becerra★ dijo...

Ahhhhhh Nooooooo !!!!


A mi bajar escaleras con tacones de 22 cm se me da FATAL, la ultima vez que lo hice caí (involuntariamente) sobre un monolito que habia al final de la escalera y me ingresaron 68 dias en el hospital de los cueles 57 los pase BOCA ABAJO pues el TUJE me quedo roto.


Que feito Webly !!!

Vos no sabes PEBETA!!!

Que cosa FULERA !!!

El orto me lo llevaron a trocitos (jajajajajajaja)




Que tengas un bello fin de semana y besines para ti y la bella Aina.



Carlos Hugo Becerra

weblara dijo...

Aniña: creo que todas las que llevamos tacones nos ha pasado algo parecido.

Urkatu: no te imaginas lo que duele un porrazo así en el culo.
Ahora bien, después de doce años...

S.:menos mal que yo para estas cosas soy muy digna y hago como si nada hubiera pasado.

Menda: ya te digo, debe ser una sensación similar al minuto antes de la muerte.
Yo sigo poniéndome taconazos a riesgo de romperme una cadera.

Campanilla: jajajaja, anda que vaya modistillo el que hizo el vestido, no soportar un taconazo.

Cosechadel66: si a mi me encantan también, pero que patéticos quedan cuando tienes los pies en el aire y el culo en el suelo.

Miguel:jajajaja, pues mira igual salíamos y todo en el periódico de crónicas negras.

Carlos: sentada encima de un flotador durante dos meses no es moco de pavo eh? y ya no he querido entrar en detalles más escatológicos, pero lo mío me costaba.

Stultifer dijo...

Siempre lo he dicho: Bajar es lo difícil.

JavierSanBernat dijo...

No tengo por costumbre llevar tacones, pero si tengo un amigo podólogo que relaciona el portarlos con las complicaciones de columna.
En cuanto a soportar el constante dolor en el trasero... pues como decia la canción: "antes muerta que sencilla" mi Princesa, bien hecho, que puñetas... con dos y como toca.

Oliver dijo...

Siempre es mejor bajar la última, si te caes, lo haces en blandito. Si encima la falda era blanca te habrá quedado como unos zorros. muy bueno tu blog, te voy a linkear, me haces lo mismo? saludos

El Ente dijo...

MADRE MÍA SI ES QUE ME DUELE HASTA A MI!!! JAJAJAJA

BESOSSS BUEN FINDEEE

Winnie0 dijo...

Paseate por mi blog que hay un "cariño" para ti. Besos y feliz domingo

caotico_jq dijo...

Bueno, lo importante es que conseguiste salvar la noche como la reina que eres, ¿no?

weblara dijo...

Stulti: y que razón tienes jomío!

Javier: una dama nunca debe perder la compostura, ni medio muerta.

Oliver: pues mira, la falda curiosamente no se manchó ni nada.
Te tengo linkeado hace tiempo.

Ente: pues ni te digo si lo llegas a sufrir en tus carnes.

Winnie: pues ahora mismo me paso!!

Caótico: lo que se dice salvar, la salvé, pero como las hemorroides, en silencio.

Thiago dijo...

Bueno, nunca he ido en tacones, aunque es una cosa que tengo pendiente, no por mariquita, sino por saber que se siente y como se puede andar con eso..

y veo que hoy siguen estando de moda esos tacones ymas, que llegan a 15 cm. No se ocmo la mujer se presta a eso.. Pq una cosa es la dictadura de la moda, otra es que las mujeres son libres para mandar esos tacones a tomar por culo...

Bezos.

embrujo dijo...

si lo que no te pasa a ti no le pasa a nadie, menos mal qu no te paso nada grave hija,pues...... yo si h llevado tacones pero tacones en tda regla, e uno carnavales me disfrace de conejita play boy con sus correspondientes zancos de 22 cms, bueno estan hechoss con madera, y la verdad que no es facil y menos mal que no me cai, pero la gente me decia pisa fuerte que to lo que rompas lo pago yooo, mi niña mañana te respondo besito

conxa dijo...

jajajja me encantan tus viernes!!!

Yo no suelo llevar nunca tacones, soy muy cómoda, pero cuando decido disfrazarme de mujer, olé!!! aunque lleve el pie echo polvo, no se nota,como tú, chula que chula..y de momento todavía no me he caido, al menos que recuerde.

Pobre culo!!

bebita dijo...

Pobrecita... Qué dolor!! A mí me encantan los tacones, los uso a diario, salvo rarísimas excepciones. Mi obsesión es saber si camino bien con ellos o parezco un pato, así que me voy mirando en cada escaparate que refleja y preguntando a mis compañeros de trabajo, amigos, etc... Dicen que lo hago bien. Será la práctica, no? ;)
Un besito!

weblara dijo...

Thiago: jajaja me encantaría verte con tacones. La verdad es que las que nos ponemos tacones es por que queremos, está claro.

Embrujo: jajaja, pues anda que tú con tus trastadas tampoco te quedas atrás.

Conxa: yo, muchos días voy plana por comodidad tamibén, una ya no aguanta tanto los tacones como antes.

Bebita: jajajaja a mi me pasa lo mismo, no hay escaparate que se me resista.

Ana dijo...

Bueno, he tardado unos días en pasarme, pero te cuento la mía, que también es de traca.
Este verano, en un concierto de rock (qué coño hacía yo allí, pos no lo sé) tocaban unos amigos del instituto de mi chico y se iban a reencontrar tras varios años sin verse.
Me puse un tejano que me hace un culo estupendo y unas converse (sí, no necesito tacones para ser patosa) y ahí que íbamos los dos más bonitos que un san luis de palo.
Vemos de lejos a un amigo de mi novio al que yo no le caía bien porque soy mayor que mi chico y me veía vieja. Así que iba toda predispuesta a mostrarle que al filo de la treintena puedo estar más buena que su novia de 20. Llegamos, les saludamos y cuando nos vamos para otro lado, salgo andando toda rumbosa, sabiendo que me están mirando el culo... y tropiezo con un bache del suelo! si mi novio no me agarra, me quedo sin dientes.
Conclusión: a los 30 sigo estando muy buena, pero torpe soy un rato largo.
Qué vergüenza!!